• José Antonio Fdez Viñas

3 ASPECTOS PARA FORTALECER TU MARCA PERSONAL



Queridos amigos del blog!!!!


El post de hoy viene inspirado a raíz de la conversación que mantuve la semana pasada con una miembro de mi equipo de trabajo. Se incorporaba de las vacaciones y nos sentamos para hablar de cómo le había ido y de cómo se sentía a su vuelta.


Esta chica es una trabajadora excelente, con conocimientos técnicos, eficaz, comprometida, educada, prudente, buena compañera, buena persona… La verdad es que es un lujo tener colaboradores así en cualquier equipo de trabajo. Reconozco que tengo mucha suerte en esto.


La cuestión es que yo estaba deseando tener una conversación con ella a la vuelta de las vacaciones porque notaba que estaba desanimada y que había dejado de sonreír en el día a día.


Efectivamente algo ocurría. Ella tenía la percepción de que no evolucionaba o incluso no se le valoraba como a otros miembros del equipo. Cuando un colaborador se compara con otros compañeros del mismo equipo y se ve desvalorizado con respecto a ellos, su autoestima se hunde y entramos en una dinámica de solo ir a cumplir y no de ir a darlo todo darlo todo.


El problema principal no es que esta persona solo cumpla, hay empresas con casi toda su plantilla así. El verdadero problema es que las personas que se encuentran en este estado no son felices y tener que ir a trabajar con esta emoción es malo para todo el mundo.


¿Es cierto que su desarrollo o su valoración no es igual a la de otras personas del equipo? ¿Qué es lo que da lugar a esta situación? La respuesta a esta última pregunta es lo que como os decía inspira el post de hoy con 3 aspectos que necesitas aportar para mejorar tu marca personal.


Si eres una persona que no desarrollas tu marca personal, quedarás eclipsada por las personas que si lo hacen y no solo perderás terreno en tu evolución profesional, sino que te convertirás en una persona insatisfecha, que pasa desapercibida y que difícilmente podrá cambiar su situación.




Por tanto, vamos a comentar 3 aspectos que te ayudarán a mejorar tu marca personal en la oficina. No es suficiente ser bueno en algo, también necesitas mostrarlo.



NO ESPERES LAS OPORTUNIDADES BUSCALAS TU


Resulta muy difícil que te tengan en cuenta si no te ven y eres una persona que pasas desapercibida. Por tanto, debes de buscar y desarrollar tus oportunidades. Difícilmente un jefe te va a decir que no participes en algo a lo que te brindas y en lo que le muestras que tienes ilusión por participar. Las personas deben de ser conscientes de que pueden ayudar a forjarse su propio camino dentro de una empresa o dentro de un equipo de trabajo.


Si no te muestras, si no te ofreces puedes caer en el peligro de que te identifiquen como que solo puedes o solo quieres desarrollar lo que desarrollas en el momento actual. Las personas no son adivinas y si no les cuentas tus inquietudes difícilmente las cosas cambiarán, sobre todo cuando todo va bien y cumples con tu trabajo a la perfección.

Por tanto, queridos amigos busquen o generen sus propias oportunidades y verán como consiguen esa oportunidad que desean.


HAZTE ESCUCHAR


El segundo aspecto que desarrolla tu marca personal es la de relacionarte, comentar, dar opiniones, hacer preguntas, etc. En definitiva mostrar una imagen de que no solo te limitas a cumplir con tu cometido, sino que tienes interés por aportar valor a otros proyectos o tareas del departamento.


Si no te muestras no existes, si no interactúas con los demás miembros del equipo tampoco. Tu marca personal, tu valor como persona se transforma cuando eres capaz de aportar valor al grupo.


En las organizaciones modernas, además con diferencias generacionales, existe y es bueno que exista una competitividad sana por el desarrollo y la evolución.


Cuanto más se suba el listón mejor será el resultado de ese equipo. Si no aportas y no muestras tu aportación nadie te sacará del banquillo, para que juegues de titular.



SE PARTE DE LAS SOLUCIONES Y NO DEL PROBLEMA


Participar, interactuar con el equipo, hacerte escuchar no significa ser el portavoz de la crítica continua. Por supuesto hay que detectar lo problemas para poder corregirlos, pero eso es muy distinto a ser siempre el portavoz de los problemas.


Cualquier miembro de un equipo debe de ser parte de las soluciones y no de los problemas. Si no conseguimos esa mentalidad estaremos atrapados en la queja continua porque es lo fácil.


Lo fácil es quejarse, lo difícil es aportar soluciones a la causa de la queja. Las personas que están en la queja continua son sus propios enemigos, alimentan su insatisfacción a cada momento y lejos de salir de esa dinámica cada día sufren más por dicha insatisfacción. Si además se da la circunstancia que se suma a la causa algún otro miembro del equipo, el grupo entero puede entrar en una espiral negativa que puede arrastrar al desastre en los resultados y lo que es aún peor el desastre en la convivencia.


Queridos amigos del blog, hemos hablado en bastantes ocasiones de la importancia de la marca personal, pero creo que aun no somos conscientes de lo realmente importante que resulta desarrollarla en una sociedad tan igualada y a la vez tan competitiva. Personas con tus conocimientos y con tu experiencia hay infinitas, lo único que verdaderamente te puede diferenciar es tu marca personal. No la menosprecies porque puede ayudarte a conseguir aquello que deseas.


Feliz semana!!!

156 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo